AOITA marchó para reclamar la solución del conflicto en el transporte interurbano

Editar noticia
Tras 101 días de paro, el gremio cuestionó al Gobierno de Córdoba por no intervenir en el conflicto. "No quieren que haya transporte público de pasajeros por el Covid-19", manifestaron desde la organización.

Foto: Pedro Castillo (La Voz)

La Asociación Obrera de la Industria del Transporte Automotor (AOITA) movilizó este miércoles hacia la Terminal de Ómnibus de la ciudad de Córdoba para reclamar soluciones al conflicto salarial que hoy cumple 101 días.

Tras arribar a la Secretaría de Transporte de la provincia de Córdoba, las columnas se dirigieron hacia avenida Chacabuco, donde se realizó una asamblea con corte de media calzada.

Según denunció AOITA, las y los choferes apenas percibieron 5 mil pesos en el último mes, hecho que se ve agravado por la acumulación de deudas de meses anteriores, entre las que se incluye el aguinaldo. Pese a que la organización gremial que encabeza Emiliano Gramajo entrega bolsones de alimentos a sus afiliados y afiliadas, la situación se ha tornado insostenible.

Asimismo, las empresarios dejaron de depositar aportes de obra social, cuotas alimentarias, prepagas y cuota sindical. A raíz de ello, las patronales le adeudan el gremio 150 millones de pesos en concepto de aportes que fueron retenidos a los trabajadores y trabajadoras.

Por otra parte, el sindicato cuestionó al Gobierno de Córdoba por no intervenir en el conflicto debido a razones sanitarias. "No quieren que haya transporte público de pasajeros por el Covid-19", expresaron.

Cabe señalar que la ministra de coordinación de la Provincia, Silvina Rivero, reconoció en las últimas horas que el sistema de transporte no funcionará a raíz de una disposición sanitaria.

A fines de mayo, AOITA y las empresas de transporte interurbano arribaron a un acuerdo que garantizaba el reconocimiento del 100% de los haberes del mes de marzo, y el 75% de los sueldos posteriores. Sin embargo, las patronales no cumplieron el convenio, el Gobierno de Córdoba se desentendió de las negociaciones y el gremio decretó la continuidad del paro que inició el 13 de abril. 

Ayer martes, el sindicato solicitó una audiencia con la comisión de Trabajo de la Legislatura y una reunión junto a  los 425 intendentes de Córdoba y la Defensoría del Pueblo para exponer la problemática y buscar soluciones al conflicto.


Compartir esta nota



El uso, difusión, reproducción, copia, reutilización y redistribución de los contenidos de este sitio son libres SOLO si se cita la fuente.