El apagón nacional evidenció el valor de los trabajadores de Epec

Editar noticia
Por: Carlos Cafure (abogado laboralista).

Foto: Captura Street View

El domingo pasado, casi todos los argentinos padecimos una jornada nunca antes vista. Se trató de un corte de energía eléctrica sin precedentes recientes que se extendió por muchas horas, afectando no solo a Argentina sino también a varios países limítrofes.

Fue una situación preocupante y muy grave, ya que el país no pudo brindar a sus ciudadanos el servicio esencial de energía eléctrica, causando innumerables problemas en distintos lugares.

Pero más allá de este evento sobre el que hasta ahora nada se sabe oficialmente, quedó en evidencia la frágil preparación de la República Argentina frente a una contingencia como esta, u otra peor como por ejemplo una catástrofe.

Después de varias horas de haberse iniciado el corte generalizado de energía eléctrica, -comenzó alrededor de las 7 horas-, recién a las 15 el Secretario de Energía de la Nación, Gustavo Lopetegui, informó sobre la falla aunque no quedó claro si ello aclaró el panorama o agregó más oscuridad a lo ocurrido. 

Siete horas después de iniciado el apagón, desde su cuenta de Twitter, el presidente Mauricio Macri reaccionó para informar: “Esta mañana se produjo un corte de energía eléctrica en todo el país debido a una falla en el sistema de transporte del litoral, cuyas causas aún no podemos precisar. Estamos trabajando para que todos puedan tener energía lo antes posible”. 

Independientemente de las declaraciones de los funcionarios, algo muy importante a destacar fue lo que sucedió en la provincia de Córdoba: cuando la mayoría de las provincias argentinas continuaban en penumbras, la Empresa Provincial de Energía de Córdoba (Epec), mediante sus centrales propias y la labor de sus trabajadores, ya había comenzado a restablecer el servicio eléctrico en forma progresiva a todos los cordobeses. 

También hay que resaltar que desde Córdoba se dotó de energía eléctrica a las provincias de San Luis y Santa Fe, que ese domingo desarrollaron sus elecciones provinciales.

La Epec demostró en esta ocasión lo valioso que es sostener un modelo de empresa de energía estatal, pública e integrada. 

La Epec demostró la calidad de las trabajadoras y trabajadores, y que en consecuencia posee los mejores recursos humanos del país.

La Epec demostró que cuando estamos frente a una empresa estatal, pública e integrada, la energía eléctrica es un bien social. Dicha situación se contrapone al paradigma de empresas privatizadas donde la energía eléctrica solo es un negocio y solo importan las ganancias.

Córdoba demostró al país cuál es la ventaja de tener una empresa del estado como la Epec. Córdoba dio una nueva muestra de la preparación y eficiencia que poseen todos sus trabajadores.

Es tiempo de que los cordobeses valoremos a la Epec y estemos orgullosos de seguir sosteniendo una empresa estatal e integrada.


Compartir esta nota



El uso, difusión, reproducción, copia, reutilización y redistribución de los contenidos de este sitio son libres SOLO si se cita la fuente.