Grababus despidió a toda su planta

Editar noticia
Las 140 cesantías se dan luego de que la Provincia de Córdoba rescindiera el contrato que poseía con la empresa dedicada al grabado de autopartes.

Foto: @leoguevara80

Después de que el Gobierno de la provincia de Córdoba rescindiera el contrato con la empresa Grababus, a la que también acusó de evasión tributaria, las autoridades de la firma despidieron a los 140 operarios que componían su planta.

Según expresaron los empleados afectados, las desvinculaciones fueron notificadas verbalmente cuando acudieron a trabajar a las instalaciones de la empresa que se dedica al grabado de autopartes.

"Hoy entramos a trabajar normalmente, estábamos sin actividad, pero cumplíamos el horario, y hoy a eso de las 9 vimos que algo raro venía porque llegaba gente de otros puestos y los directivos de Córdoba capital nos informaron que ellos también se habían enterado hoy de la decisión de enviar los telegramas de despidos", sostuvo uno de los trabajadores al ser consultado por La Voz. 

Foto: @leoguevara80

A esta hora, los empleados y representantes de Grababus celebran una audiencia en la sede el Ministerio de Trabajo de la provincia de Córdoba, con el objetivo de destrabar el conflicto.

El propietario de la empresa, Jorge Sorensen, se mostró sorprendido por la decisión de la Provincia consistente en rescindir el contrato por el grabado de autopartes, al tiempo que planteó su preocupación por las fuentes laborales.

"Tenemos un expediente en sede administrativa por un planteo absurdo de la Provincia, que reclama casi 50 millones de pesos de Impuesto de Sellos. Ellos, mientras tanto, hace tres meses que me retienen la recaudación, unos 28 millones a 29 millones de pesos, para provocar un ahogo financiero. Igualmente, se pagaron los sueldos", subrayó Sorensen.


Compartir esta nota



El uso, difusión, reproducción, copia, reutilización y redistribución de los contenidos de este sitio son libres SOLO si se cita la fuente.